Sobre Parques del Río y sus demonios

Caminando una mañana mientras pretendía a una chica, en medio de la charla me dice «Yo no creo en Parques del Río, ahí se están robando toda la plata.». Siendo allegado profesional y conocedor del proyecto decidí callar y analizar las críticas que la propuesta recibía en su momento, las cuales, por fortuna, desaparecieron con el tiempo al igual que mi pretendida.

Los esfuerzos diarios e incesantes de una gestión administrativa para lograr el desarrollo de un proyecto requerido para una eterna primavera sin flores, ni parques, en donde los diarios y redes sociales degollaron hasta desangrar con palabras punzantes el corazón del río. Y para ajustar, se le sumó una disputa electoral en la que (a mi tristeza) se debatió cualquier argumento que fuera menos el apoyo y continuidad del parque.

Por profesión sé que hace 68 años vinieron los grandes urbanistas del mundo a decir que Medellín requería un parque en el río (Wiener y Sert, Plan Piloto 1948), hace 17 años lo dijo el primer P.O.T del país (Plan de Ordenamiento Territorial, Medellín, Acuerdo 62 de 1999,), y hace 5 el BIO 2030 (Plan Director del valle de Aburrá URBAM EAFIT 2011), mis egocentristas colegas me entenderán luego de casi 70 años de atraso.

Entonces, mientras departía en una fiesta navideña, mi tía me dice: «Juan, súper rico un parque, pero esa no es una prioridad para la ciudad.»

Según la OMS (Organización Mundial de la Salud) las ciudades requieren mínimo entre 9 y 14m2 de espacio público por habitante y un óptimo entre 15 y 20m2 EP/hab para lograr los estándares de calidad de vida. Actualmente Medellín tiene 3.8m2 EP/hab, los cuales, con el desarrollo TOTAL de Parques del Río pasarían a ser 15 m2EP/hab, (logrando así los mayores índices de toda Latinoamérica). Aun así mi tía prefiere gastar $20.000 pesos en gasolina y transporte hasta el alto de Las Palmas, $7.500 de peaje y consumir un aproximado de $30.000 en un establecimiento privado con tal de acceder a un lugar donde hacer un picnic. « Igual, yo no voy a ir a ese parque, porque eso fijo se llena de esos gamines del río» Insistía mi tía.

La indigencia no es un problema que se reduce al río Medellín, es un flagelo de la humanidad, y hasta hoy no se ha sabido de forma de erradicación alguna, por lo tanto, prefiero darle otra orientación.

El parque es de todos y para todos, le pertenece tanto al habitante de calle, como a usted, como a mí. No podemos seguir creando espacios segregadores de ciudad, generadores de violencia y recelo. Tenemos que dejar de idear una ciudad para los carros y no para las personas. Estamos muy equivocados si creemos que los espacios públicos son los centros comerciales, muy equivocados si pensamos que el parque es para el pobre, muy equivocados si consideramos que no es una prioridad. Debemos seguir diseñando lugares para la felicidad, para la calidad de vida, Pies Descalzos, Jardín Botánico, Ciudad del Río, espacios llenos de vida donde convivimos TODOS.

La eterna Medellín urge de la primavera que ha perdido con los años.

Espacios-verdes1-01

About the author

Juan Manuel Russi Gaviria

Arquitecto, estudiante de Gerencia de Proyectos, errante viajero, amante de la música, la vida y el fútbol.
Enamorado de mi tierra Medellín. En búsqueda constante de nuevos conocimientos... vivir aprendiendo.

5 Comments

Click here to post a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Ayer vi a un señor con su pequeño hijo cogido de la mano caminando entre callejones angostos de uno de los muchos varios de invasión en Medellín, de inmediato caí en cuenta que este señor no podía llevar a su hijo al parque a jugar porque cerca a su casa no tiene parques, entonces me puse a pensar si la solución de parques del rio le serviría a este hombre para que sus hijos corran, brinquen y se distraigan? Será que tomara un colectivo informal porque por allá no pasan buses, luego se subirá en un bus hasta el centro y de allí otro hasta parques del rio? Pero si esto no lo están haciendo en la actualidad tantos ciudadanos que piensan que este gran proyecto será una solución para el esparcimiento, porque la ciudad en este momento tiene 2 grandes pulmones verdes a los cuales muy poca gente va a hacer un picnic o a jugar con su familia y son los cerros nutibara y volador.

    Gracias a los mandatarios por hacernos otro parque en el barrio conquistadores donde ya tenemos muchos llenos de árboles y juegos para nuestros hijos, nosotros uno que otro día iremos a caminar por este mega proyecto, será que los otros ciudadanos de Medellín de barrios periféricos si se tomaran la tarea de visitar este tan anhelado parque?

  • Por mucho que se diga en contra o a favor de Parques del Rio, el proyecto ya está en marcha, lo que queda por preguntarse es: que ganará Medellín con él? Es cierto que el proyecto fue apresurado por un alcalde al final de su mandato, es cierto que posiblemente se robarán dineros destinados a él. Pero también es cierto que el rio, como eje fundamental de la ciudad, necesita cambiar, no puede ser más un eje vial y cerrado a los ciudadanos. La respuesta ya no debe ser orientada hacia los carros y el particular, propuestas como un segundo piso vial no son nunca válidas para una ciudad que quiere desarrollarse, como en un momento lo pensó Luis Pérez. La solución es el espacio público.
    El 80% de personas que están en contra del proyecto es porque no lo conocen, porque creen que es mejor tener unos árboles que llevan varios años allí, en un espacio que no se utiliza públicamente, como en las orejas de las vías, que talarlos y plantar muchísimos más (algunos de los puntos de los que están a favor del Túnel Verde también que posiblemente solo pasan por allí en sus carros particulares), pero todo en la ciudad se debe planear a futuro. Tal vez parques del rio no nos toque a muchos de nosotros, pero el espacio público es de la comunidad, y de generaciones futuras que podrán disfrutarlo.
    Y para los que dicen que se llenará de indigentes y no se podrá usar, solo tienen que saber, que el espacio público es seguro en cuanto se usa. Si nadie va porque creen que será un lugar inseguro, probablemente en eso se convertirá, pero si la ciudad cree en el proyecto y lo toma como propio desde el principio podrá ser un espacio de integración social y urbana.
    El verdadero crimen para la ciudad es no continuarlo, y dejar solo dos tramos que definitivamente volverán la ciudad un caos.

  • I just want to say I’m beginner to blogging and site-building and actually enjoyed you’re web blog. Likely I’m going to bookmark your blog post . You actually come with very good posts. Thank you for sharing with us your web-site.