Desde Manantiales hasta la Alcaldía

Hace una semana tuve la oportunidad de visitar el centro comunitario La Torre en el barrio del mismo nombre (Comuna 1 de Medellín). Este funciona bajo la dirección de la Fundación Huellas y tiene como objetivo desarrollar procesos educativos con población vulnerable, principalmente con niños, niñas y adolescentes que han sido desescolarizados. El motivo de mi visita era participar de la socialización de los resultados de la investigación Territorio, Crimen, Comunidad. Heterogeneidad del Homicidio en Medellín realizada por el Centro de Análisis Político de la Universidad EAFIT.

Allí discutimos sobre el periodo de relativa paz que viene experimentando la ciudad en estos últimos años al reducir considerablemente sus tasas de homicidio. Resaltamos el valor de la organización colectiva al interior de los barrios y veredas para resistir a las diversas dinámicas que ha intentado imponer el conflicto armado y para resolver problemáticas del territorio en ausencia de la presencia del Estado.

De esta experiencia me quedan varias reflexiones, que de cara al escenario de un post acuerdo y al comienzo de una nueva administración municipal pueden ser pertinentes. La primera de ellas es que los entes gubernamentales deben establecer lazos de participación efectiva con todas las organizaciones sociales, barriales y veredales a la hora de pensar la estrategia de construcción de paz que será implementada en la ciudad. Así mismo, es necesario dejar de pensar en las personas que habitan las zonas afectadas por el conflicto como meras cifras, números o indicadores, por el contrario, debemos reconocer en ellos sus sueños, expectativas de vida en paz y democracia y sus ganas de sumar y construir.

Debemos entender que la paz es un tema de todos, que va desde el barrio Manantiales hasta la Alcaldía, que debemos empezar a hablar el mismo idioma para que se generen las sinergias que potenciarán el desarrollo y nos permitirán construir una paz duradera y sostenible. Que desde el primero de enero empecemos a construir desde nuestras capacidades y potencialidades para que la relativa paz que viene experimentando Medellín en los últimos años no sea una excepción, sino una regla.

[1] Comuna N°1 de Medellín.

About the author

Alejandra Pérez Torres

Estudiante de Ciencias Políticas en la Universidad EAFIT. Me gusta pensar, leer y escribir.

3 Comments

Click here to post a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • I simply want to tell you that I am very new to blogging and certainly loved this website. Probably I’m want to bookmark your blog . You really have outstanding articles. Regards for revealing your web-site.

  • This is getting a bit more subjective, but I much prefer the Zune Marketplace. The interface is colorful, has more flair, and some cool features like ‘Mixview’ that let you quickly see related albums, songs, or other users related to what you’re listening to. Clicking on one of those will center on that item, and another set of «neighbors» will come into view, allowing you to navigate around exploring by similar artists, songs, or users. Speaking of users, the Zune «Social» is also great fun, letting you find others with shared tastes and becoming friends with them. You then can listen to a playlist created based on an amalgamation of what all your friends are listening to, which is also enjoyable. Those concerned with privacy will be relieved to know you can prevent the public from seeing your personal listening habits if you so choose.

  • Thus , merely by make use of items the whole thing, the whole planet could be described as delivered electronically a little bit more. In which sometimes holds the particular And also carbon definitely pumped back to conditions over these manufacturing debt settlements. daily deal livingsocial discount baltimore washington