Historias del diván | El extraño y yo

Estaba tan hundido. Tan lleno de nostalgia. Su pecho se desbocó y sus lágrimas brotaron como ríos desde lo más profundo de su alma.

Su proceso era tan reparador como denso.

¿Se puede comprender la vida? No, no creo que sea así. Se repetía una vez tras otra. Follaba para calmar su ansiedad y bebía para menguar su melancolía. Se convertía en aquello que detestaba y, al mismo tiempo, configuraba su esencia. ¿Cómo perderme a mí mismo? ¿Cómo puedo engañarme dialogando con un extraño que habita en mi interior? La compulsión es abyecta. El placer y la razón se unen en una costra de moral. ¿Qué piensas de la moral? ¿Quién tiene eso? Repudio a todos aquellos que hablan de moral. Ningún concepto es más mezquino y egocéntrico que este. Por eso, yo eyaculo en la ética y suelto gemidos de dignidad plena.

¿Cómo te sientes mientras te imaginas empotrando a tu vecina? La dinámica de la vida es sexual; Freud era un obseso.

La hipocresía es palpable en el ambiente. Toda esta realidad es delirante y me agrada. ¡Poesía pura!

Cada vez que me encuentro con ese ser extraño, extranjero, ermitaño que habita mi interior, pienso: ¿Cuándo le permití entrar? ¿Acaso le hice la invitación sin darme cuenta? Y… ¿Los cafés, los libros, el pastel? He encomiado con este extraño cada segundo de mi vida y ahí está, aprobando y censurando mi conducta y mi lucubrar. Le he querido asesinar. Sería mala idea destrozar mi única compañía. Él toma las riendas de mi vida en muchas situaciones. Me agrada cuando me hace sentir que soy un salvaje, un déspota, un hijueputa. Pero aborrezco cuando me hace sentir que no valgo, que mi vida es un círculo de rutinas. Que mis días están hechos de deudas, trabajo y experiencias sin sentido. ¿Me tendré que habituar a eso? Es infernal sentir que ese extraño se aleja, que me pierdo, que en absoluto volveré a conversar con él. Seguramente me estoy volviendo loco porque amo ese odio que siento y odio ese amor. ¡Qué dicotomía es mi existir!


*Las historias escritas son ficción y no reflejan ninguna situación presentada en consulta.

 

About the author

Aldo Sierra Grajales

Aldo Edison Sierra Grajales. Psicólogo y Profesional en Seguridad y Salud en el Trabajo egresado de la Universidad Politécnico Gran Colombiano. Cursando actualmente la maestría en Neuropsicología Clínica y Educación. Amante del teatro, la lectura y el café. Convencido de que “Leer es Resistir” como lo afirma el escritor: Mario Mendoza.

Add Comment

Click here to post a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.