Tendencias

Consejos para arrendar habitación en Bogotá

Bogotá es una ciudad mágica en todos los sentidos. En sus calles conviven personas de distintas zonas de Colombia, de distintos países de Latinoamérica e incluso de todos los lugares del mundo. Al ser la capital del país, todos quieren venir acá ya sea a estudiar o simplemente a probar suerte, creándose un espacio multicultural muy rico. Gracias a ello, a sus habitantes, pero también a la geografía urbana y natural, Bogotá es, sin duda, una ciudad especial. Y, por eso, a veces, encontrar un lugar para vivir puede ser complicado, por eso acá les contamos qué deben saber cuando busquen habitaciones en arriendo en Bogotá.

Lo primero que deben tener en cuenta es qué tipo de vida van a llevar. Es decir, ¿arriendan porque vinieron a estudiar a la ciudad? ¿Están buscando trabajo? ¿Ya viven en Bogotá y lo que quieren es independizarse? Esto es algo básico. Al ser una ciudad grande, no todas las zonas están igual de bien comunicadas y contar con un buen método de transporte público para ir a la universidad o al trabajo es básico. Además de tomar esto en consideración, cuenten también con los gastos que tendrán, tanto del arriendo como de transporte, para terminar de ver qué zona les va mejor. Además de estas cuestiones, también es importante saber si el barrio en el que arriendan puede cubrir las necesidades diarias. En otras palabras, si tienen tiendas de alimentación cercanas, restaurantes, lugares de ocio, librerías, etc.

Una vez que ya tienen clara la zona donde quieren vivir, lo siguiente es hacer búsquedas de apartamentos. Lo más cómodo es hacerlo a través de internet, claro, donde la oferta es amplia. Esto, por otro lado, no debe ahorrarles las visitas. Es importante ver el lugar real que están arrendando, conocer cara a cara a las personas con las que van a convivir, pasear un poco las calles y ver los locales que hay cerca. En definitiva, contar con todos los factores que se salen del mero arriendo. Un buen consejo es que visiten varios apartamentos, quizás la habitación perfecta es aquella que dejaron de mirar porque la primera les pareció simplemente bien.

En la vivienda, es importante que presten atención a distintos factores. Por un lado, en qué estado se encuentran los muebles, la grifería, la estufa, las paredes. Por otro lado, hablar claro con el arrendador qué es lo que viene con el apartamento y con la habitación. ¿Hay lavadora, lavaplatos, secadora, horno? ¿La habitación tiene cama, closet, escritorio? Todo esto son gastos que deben tomar en cuenta y sumar, en caso de que falten, a la hora de arrendar. Además, al revisar todo esto se puede saber con qué tipo de personas se va a convivir o en qué estado está la vivienda en caso de que uno se mude solo. No es lo mismo encontrar las paredes limpias que un apartamento lleno de humedades y con el piso sucio.

Por último, es básico revisar con el arrendador qué se puede hacer y qué no en la vivienda (¿Se permiten animales? ¿Qué pasa si quieren colgar un afiche en la pared? ¿Pueden pintar la habitación de otro color? ¿Se pueden cambiar los muebles?) así como dejar claros cuáles son los gastos, cómo se harán los pagos, con qué se realizarán así como el tiempo de duración del contrato y con cuánto tiempo de antelación se debe avisar para cancelar el arriendo.

Esto fue escrito por

Al Poniente

Al Poniente es un medio de comunicación independiente que tiene como fin la creación de espacios de opinión y de debate a través de los diferentes programas que se hacen para esto, como noticias de actualidad, cubrimientos en vivo, columnas de opinión, radio, investigaciones y demás actividades. Esta publicación ha sido hecha por la línea editorial de Al Poniente.