Mi historia detrás de un chessecake

¡Saludable y delicioso no son antónimos! Receta número 2.

Hace 9 años, cuando decidí emprender, sabía que este camino no sería fácil, que la competencia en el mercado aumentaba y que la única manera de ocupar un lugar dentro del mundo de la repostería saludable, sería marcando la diferencia.

Es por esto que comencé a estudiar recetas de repostería tradicional para transformarlas en saludables. Buscaba ingredientes, ensayaba, entregaba degustaciones, recibí muchas críticas, y las más comunes eran “la mermelada está muy ácida”, “la textura del chessecake no es muy agradable”, “está muy simple” y “la galleta no quedó crocante”.

Después de muchos meses de ensayos, de ajustes y de sustituir ingredientes tradicionales por saludables –sumado al intento de no alterar el sabor del chessecake–, llegué a esta receta. A manera de anécdota les cuento que gracias a esta preparación llegamos al paladar y al corazón de Pamela Ospina, comediante colombiana y ex participante de Master Chef Celebrity Colombia, quien –gracias a su apoyo y testimonio en redes sociales– nos permitió llegar a muchas más personas y a convertir el “chessecake de frutos rojos” en una receta especial para Naturales Medellín.

Aquí se las comparto y espero que al igual que con Pamela, pueda endulzar de una manera saludable sus paladares.


Chessecake de frutos rojos (versión tradicional y saludable)

                  Ingredientes para la crema de queso y base de galleta

  • 200 gramos de queso crema (preferiblemente bajo en grasa)
  • 100 gramos de crema de leche (preferiblemente baja en grasa)
  • ½ cucharadita de zumo de limón
  • ¼ taza de azúcar XXX (se puede sustituir por 1 cucharada de Stevia en polvo)
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 1 cucharadita de gelatina sin sabor
  • 1 taza de galletas de mantequilla trituradas (preferiblemente sin azúcar y elaboradas con harina de arroz)
  • 2 cucharadas de mantequilla (se puede sustituir por Ghee)

Ingredientes para la mermelada

  • ½ de taza de mora
  • ½ de taza de fresa
  • ½ de taza de cereza o arándanos
  • ¾ de azúcar XXX (se puede sustituir por ¼ de taza de Stevia en polvo)
  • 1 cucharada de zumo de limón
  • Hojas de menta o yerbabuena

Preparación de la crema de queso y la base de galleta

Lo primero que se debe preparar es la base de galletas, la cual se hace agregando a las galletas trituradas (casi pulverizadas) la mantequilla derretida. Esta mezcla se agrega en un molde o copa y lleva  a la nevera.

Después, en un recipiente batir la crema de leche con el azúcar o endulzante, cuando estén bien incorporados los ingredientes, agregar el queso crema, el zumo de limón y la esencia de vainilla. Por último, añadir  la gelatina previamente diluida en una cucharada de agua. Esta crema se agrega a la base de galletas y se lleva a la nevera por lo menos 2 horas.

Preparación de la mermelada

En una olla llevar a fuego lento todos los ingredientes, cuando llegue a punto de ebullición contabilizar 5 minutos y luego retirar.

Cuando esté fría se puede guardar en la nevera en un recipiente de vidrio previamente esterilizado.


Esta es la segunda parte de ¡Saludable y delicioso no son antónimos! si aún no has visto la receta de CRUMBLE DE FRESA Y FRUTOS SECOS, aquí te dejamos el enlace. 

En @naturalesmedellin esperamos que estas recetas sean de tu agrado y que aporten a tu nuevo estilo de vida. ¡Nos encantaría conocer fotos de tus propias preparaciones!

Recuerda que todos los ingredientes pueden tener sustitutos por lo que tu creatividad puede ser un elemento adicional.

Si tienes alguna inquietud puedes escribirnos un mensaje directo a través de Instagram o al correo: [email protected].

About the author

Johanna Zapata González

Comunicadora Gráfica Publicitaria
Especialista en Mercadeo Gerencial
Estudiante de Derecho

Add Comment

Click here to post a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.