Opinión Selección del editor

Explicando lo Inexplicable

La Teoría del meme argumenta que nuestros ideas e información cultural al igual que los genes son transmitibles entre un individuo a otro, evolucionando a través de generaciones, luchando entre sí para lograr perseverar.

Existen ocasiones donde me pregunto el por qué actuamos como lo hacemos. Cuál es la razón de ciertas atrocidades que vemos en términos de violencia, de tortura. Los actos de avaricia y falta total de compasión y empatía. Aquellos acondicionamientos sociales que han perdurado décadas dividiéndonos, segmentándonos y limitando nuestro potencial.  Igual a estas situaciones existen otra infinidad que podemos poner en evidencia, las cuales a simple vista resultan absurdas y profundamente tristes que se materialicen aún en esta época. Ahora quizá todo tenga una razón de ser y haya una forma de explicarlo.

El meme, es en realidad un acrónimo que abarca cuatro conceptos que fundamentan el porqué de su uso. El primero es el mensaje, todo meme tiene un mensaje claramente definido y sujeto al entendimiento del observador. Este mensaje puede ser escrito, visual, auditivo o una combinación de estos. El segundo concepto es su evolución, un meme está sujeto al uso que se le otorga en determinado contexto y por ende no es estático. Como tercer concepto tenemos la maleabilidad, dicho de otra manera, el meme debe permitir ciertos cambios en su contenido sin alejarse propiamente del mensaje original. Y finalmente, el efecto o impacto que genera. Un meme se vuelve tal siempre y cuando tenga un alcance suficiente y por ende una interpretación ampliamente aceptada para ser considerado como tal.

Si hablamos hoy de un meme quizá nos lleve a pensar precisamente en alguna imagen, expresión o concepto visto en internet que se haya viralizado, convirtiéndose de alguna forma en un referente para describir cierta situación. Dicho de otra manera, lo hemos convertido en un mecanismo digital que como sociedad y cultura utilizamos para expresar nuestra forma de ver e interpretar el mundo, similar al arte, la literatura o las historias. A través de este medio exponemos nuestro sarcasmo, sátira, aclamo y cualquier sensación que el creador de la obra quiere dar a entender y que otros tomamos para utilizar en ciertos contextos virtuales.

Este neologismo tiene su historia. El meme fue introducido por Richard Dawkins en su libro el gen egoísta publicado originalmente en 1976. Rápidamente se convirtió en el centro de discusión de una teoría libertina la cual desde los años setenta ha tenido otros defensores tales como Daniel Dennentt, Susan Blackmore y otras figuras de las sociología, filosofía y biología evolutiva. La Teoría del meme argumenta que nuestros ideas e información cultural al igual que los genes son transmitibles entre un individuo a otro, evolucionando a través de generaciones, luchando entre sí para lograr perseverar. Una selección natural de ideas e información que hace honor a la teoría original de evolución planteada por Darwin.

El cataclismo mental que esto me generó fue enorme, revelador y hasta alentador si lo miro en retrospectiva. Asumir la realidad de esta teoría es concluir que las ideas y conceptos del pasado nos han condenado al presente, a los problemas que hoy padecemos: la hambruna y pobreza, división racial y violencia desmedida, la falta de compasión y empatía con el otro. En otras palabras, a los resultados perversos que no habíamos querido ver y apenas ahora, y por necesidad, nos hemos visto forzados a reconocer.

Hemos fomentado la expansión de estas ideas, pensamientos y demás sin cuestionar el porqué de sus existencias. Información concebida en la mente de nuestros antepasados y así sucesivamente hasta llegar a la raíz, el origen. Un inicio que quizá obedeció a situaciones del contexto, de las propias perspectivas del originador, de los intereses que tenía y a la larga fueron prevaleciendo, encontrando aceptación y difusión en su contenido. Un meme de antaño que encontró su lugar en el mundo para sobrevivir. Estas ideas e información cultural han prevalecido porque como sociedad nos hemos adheridos mayoritariamente a ellas, las hemos vuelto dominantes permitiendo su continuidad en el tiempo, con cambios que incluso han profundizado las problemáticas que a hoy se padecen.

Curiosamente la teoría evolutiva nos ha demostrado que existen fenómenos naturales que nos pueden llevar al cambio por presión. Considerando las actuales circunstancias creo que nuestra tierra, este hogar que tenemos nos está haciendo este llamado. Un llamado a la macroevolución de nuestros memes, comenzando un nuevo camino evolutivo donde prevalezcan ideales y pensamientos que impacten directamente en nosotros como individuos, en nuestras familias como pilares de la sociedad, nuestras relaciones de pareja y comunidades. Debemos invertir los memes dominantes con los recesivos y lograr cambios que perduren en el tiempo.

La situación es apremiante son pocas las ocasiones que tendremos para revertir lo que hemos causado como sociedad. La comunidad científica nos advierte los efectos que puede causar el continuar por nuestro camino y esta en nuestras manos el cambio. Que al final no seamos la causa de nuestra propia desolación.

Esto fue escrito por

Santiago Zapata Serna

Soy un curioso innato, apasionado por la lectura y en general los temas financieros y de economía en general. Me encanta una buena conversación y de vez en cuando escribir sin tinta lo que se me viene a la mente.

Añadir Comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.