2023: un año electoral en macondo; ¿qué podemos esperar?

“La reciente historia social y política del país, de este gran macondo, está tomando nuevos rumbos. La conciencia del electorado no es la misma, de no ser así no se hubiese elegido un gobierno alternativo como el que actualmente rige las riendas de la nación”.


Como todos sabemos, el año 2023 es un año electoral en nuestro país. De cara a las elecciones regionales, nosotros los colombiano desde ya nos preparamos para elegir a nuestros alcaldes, gobernadores, concejales, ediles, y a nuestros diputados de las asambleas departamentales para un nuevo periodo legislativo tal cual como lo estipula nuestro sistema democrático.

Desde el primero de enero del año en curso, empezaron a salir a flote en las redes sociales, candidatos potenciales y posible pre candidatos a alcaldías, concejos municipales y por supuesto a gobernaciones que no se han hecho esperar, ¡Como le encanta vivir en elecciones a la gente de este pueblo, no!

En algunos municipios del Departamento del Atlántico, para ser un poco más específicos, ha salido una cantidad de remedos de políticos con aspiraciones políticas. Democráticamente y legalmente puede que no tengan impedimentos pero, en materia profesional y de experiencia, dan mucho qué pensar, pues es que mucho creen que ser alcaldes o concejales es como soplar y hacer botellas y así no son las cosas. Además de ello, las casas políticas tradicionales han empezado a reunirse y a consultar sus respectivas maquinarias con el fin de trabajar de cara al debate que se viene encima.

¿Qué nos espera a nosotros los ciudadanos con este nuevo debate? No es un secreto que la cultura política en el país está cambiando, sobretodo la del electorado y eso los políticos tradicionales y los nuevos que están saliendo al ruedo lo deben tener presente a la hora de consolidar sus empresas electorales.

La reciente historia social y política del país, de este gran macondo, está tomando nuevos rumbos. La conciencia del electorado no es la misma, de no ser así no se hubiese elegido un gobierno alternativo como el que actualmente rige las riendas de la nación. El actual electorado colombiano espera de los políticos cambios estructurales y existentes de la realidad social, cambio en las políticas sociales y administrativas del Estado, la supresión de la corrupción a nivel general, la paz total, la lucha contra el hambre, acceso a la educación y a la salud y sobre todo, más cobertura en las políticas públicas del Estado para las poblaciones de la Colombia profunda. El electorado (la ciudadanía) ya no espera más populismo, ni de derecha ni de izquierda, no espera más promesas de campañas, ya no espera a los mismo políticos de siempre, la gente suele aburrirse de lo mismo, para la muestra de un botón tenemos el debate pasado en el que muchos senadores tradicionales perdieron el debate electoral.

Y para culminar. Uno de los principales problemas que nos espera a todos, sobre todo en la región caribe, es la venta y compra de votos, problema al que se tienen que enfrentar los nuevos políticos y las viejas casas políticas tradicionales acostumbradas a este fenómeno, del que ya nadie es ajeno o ignorante sobre esta práctica inmoral y cuestionable que figura dentro del gran sistema de la corrupción con el calificativo de corrupción electoral.

Señores ciudadanos, señores políticos, señores precandidatos y potenciales candidatos, ustedes y nosotros sabemos que dentro de este debate electoral que se aproxima se pueden presentar y dar cualquier cosa (compra de votos, guerras sucias, señalamientos y cuestionamientos, etc.), pero de ustedes y de nosotros la ciudadanía depende de que el nuevo proceso electoral que se aproxima se lleve a cabo de las mejores formas.


Otras columnas del autor en este enlace:  https://alponiente.com/author/numasgonzalez/

About the author

Numar Chaid González

Filósofo egresado de la Universidad del Atlántico. Docente de filosofía y Ciencias Sociales. Miembro investigador del Grupo de Investigación Cronotopias.

Add Comment

Click here to post a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.