Internacional Opinión Selección del editor

La justicia y el olvido

Las injusticias se han vuelto algo tan cotidiano, que da miedo la normalización con la que vemos las notas periodísticas, o los noticiarios

 Nuevas protestas han acontecido en México, la búsqueda de la justicia es algo constante en nuestro país. Podemos recordar manifestaciones que han gritado, “ya basta a la violencia”, “¿Dónde están los 43 de Ayotzinapa?”. Hace poco las protestas por la desigualdad y sobre todo los feminicidios hicieron mucho ruido, y probablemente las protestas hubieran continuado  si la pandemia del Covd- 19 no hubiera llegado al país, pues hasta estas protestas se paralizaron.

¿Pero cuánto dura en la memoria de la sociedad este y muchos tipos de disidencias que tenemos los mexicanos? Mucho tienen que ver los medios de comunicación dependiendo si están a favor o en contra del régimen en turno. Antes que la pandemia llegara al país eran constantes en los noticiarios un aumento grave de feminicidios.

Este fenómeno hubiera podido seguir, pero no a todos los movimientos y protestas que han existido en México se les ha atravesado una pandemia. En algunos casos se les da largas propagandas, se les hacen murales, poemas, y un largo etcétera de menciones. Pero al pasar el tiempo se va diluyendo de la vida de la sociedad. Los murales se desgastan por el pasar del tiempo, los artículos se transforman dependiendo el contexto, y llega un momento en que se recuerda porque ya pasó un año, se les rinde algún tipo de “tributo”, de memorial, pero ¿Y la justicia? La sociedad “recuerda” a los 43 para realizar críticas del gobierno que le tocó, como lo fue de Enrique Peña Nieto, la izquierda lo recuerda para manifestar que ellos hubieran podido hacer otra cosa, para afirmar que la opresión es parte de esa derecha que solo ve por sus intereses.

Las injusticias se han vuelto algo tan cotidiano, que da miedo la normalización con la que vemos las notas periodísticas, o los noticiarios. Las redes sociales atacan a unos y a otros en la búsqueda de la paz, de la armonía. Esto es tan viejo en nuestro país que hay información que no se conoce del todo del Movimiento Estudiantil de 1968. ¿Cuántos estudiantes murieron? ¿Dónde quedaron sus cuerpos? Se conoce las atrocidades del gobierno de Díaz Ordaz, pero la justicia no llegó.

Hay personajes que a lo largo de la historia del país han prometido que darían a conocer esta información como Vicente Fox. Algunos pensaron que esa primera transición política se vería un cambio en el país pero ya sabemos los resultados de aquel sexenio.

Las protestas ahora se encaminan a la muerte de Giovanni, y estás están llenas de violencia, de destrucción, y el gobierno dice que no utilizará la fuerza para que “no lo tachen de opresor” ¿Pero si son válidos los robos, las agresiones y destrucción de comercios? Al final, como pasa con muchas manifestaciones ¿Se logró algo? ¿La atención de la sociedad? ¿La justicia? Como en muchas protestas y movimientos los objetivos, (si es que lo hay) no son alcanzados, o tal vez eso pensamos, porque románticamente pensamos que se está buscando la justicia, pero, parece, era un pretexto para poder robar y destruir.

Y antes de lo de Giovanni todos nos enterábamos de lo sucedido a George Floyd, incluso ahora vemos el símbolo que se ha creado de estar en la posición que el policía tenía cuando Floyd fue asesinado. Aunque hay una diferencia, en Estados Unidos, habrá sanciones a los responsables de esa muerte.

Mientras tantos, en países como México la impunidad es algo que reina, y la cantidad de manifestaciones que existen solo incomodan un poco, pero no siempre logran el objetivo que buscan: la justicia.

Y hablando de marchas, este mes, donde se celebra a la comunidad LGBTTTIQ no habrá marcha, carros alegóricos ni nada de lo habitual. En esta ocasión será una celebración de tipo virtual que iniciará desde las 12:00 pm hasta las 10:00 pm.

Pero esta marcha también ha olvidado sus orígenes, ahora todo es festejo, y si bien se han logrado grandes avances en la Ciudad de México, ¿qué pasa con la comunidad que se encuentra en otros Estados de la República? ¿Qué pasa con todos los crímenes de odio por homofobia? ¿Qué sucede con todos los casos de discriminación a la comunidad homosexual?

¿Qué pasa con la justicia? Esa es la pregunta que no se responde, esa es la pregunta que parece que es la prioridad para muchos gobiernos, se utiliza para las campañas electorales, se utiliza para prometer, pero esa justicia no llega,  no importan los movimientos, las manifestaciones duran un tiempo en la primeras planas del país, pero incluso, muchas veces los medios de comunicación no le dan la debida importancia a estas manifestaciones.

No se puede negar que las manifestaciones y marchas son parte de la disidencia de un país, pero ¿Qué sucede cuando estas no tienen el efecto deseado? ¿Qué sucede cuando solo las recordamos, pero los feminicidios, los abusos policiales, las muertes de odio por homofobia y más fenómenos continúan?

No olvidamos, pero todo sigue igual…