Cultura

Toda pieza de interrogatorio es una pieza de teatro…o un juego mental con el participante. (Quentin Tarantino).

El objetivo de la siguiente reflexión es analizar un fragmento de la primera escena de la película Inglorius Basterds del año 2009 del director Quentin Tarantino (ver), a la luz, de tres elementos importantes, a saber; la marca como elemento fundamental en el diseño de la estrategia en el interrogatorio, el papel del poder en la comprensión tanto de la comunicación verbal como de la no verbal, y finalmente, una teoría de la mente como instrumento central en la lectura del lenguaje corporal.

La primera distinción importante que debe quedar clara desde el comienzo radica en diferenciar por un lado lo que sería el empleo de la fuerza físico-militar que supone la presencia del ejército Nazi en la campiña francesa y por el otro, al uso del poder que emana de la dignidad de la marca (Nickname) y del rango militar del coronel Hans Landa, que por supuesto, también implica la posibilidad del uso de la fuerza física y militar. El ejercicio del poder rebasa al empleo de la fuerza, sin excluirla, ya que ésta potencializa el efecto el poder mediante una sinergia positivar; nada impide al coronel acabar con la casa y la familia francesa que oculta a los judíos, pero este no es el objetivo.

En relación con la marca o el nickname con el que es conocido el Coronel, y con el cual inicia lo que al parecer puede ser una visita de rutina del ejército alemán, cabe destacar lo siguiente; el coronel Hans Landa no se queda en la suposición, en su lugar, corrobora por boca del grajero francés si sabe quién es su interlocutor y le da las razones por las cuales hace honor a su marca como Cazador de Judíos (The Jew hunter). En su caso no existe disonancia entre lo que el coronel desea que piensen de él, y la manera en que es percibido, gran parte de su ejercicio de poder consiste en reafirmar e incrementar a los ojos de los demás, los valores asociados con su marca y los méritos para tal distinción. En este caso su objetivo principal no es exterminar la familia francesa dado que perdería la referencia activa total que consiste en seguir comunicando su marca mediante el voz a voz para llegar a otros prospectos.

Teniendo entonces como punto de partida el reconocimiento de la marca del coronel, a la par de su conversación tranquila y reposada, y la tensión que para este momento ya siente el grajero francés, se pasará al segundo punto, es decir, al papel del poder en la comprensión del lenguaje verbal y no verbal. Según Bowden y Thomson en su texto Lenguaje no verbal (Truth and lies. What People are really thinking):

Todos los gestos y combinaciones de gestos indican cuáles son nuestras respuestas emocionales, cognitivas y físicas más íntimas al poder que percibimos en el entorno, ya se trate del poder de otros individuos, de la comunidad, del medio físico o de nuestros estados internos, físico o emocional. (Bowden & Thomson, 2017, pg 36).

El lugar que cada personaje ocupa en la mesa es determinante para el interrogatorio. El coronel se asegura una de las puntas de la mesa, y desde ahí condiciona, con base en preguntas y el recurso metafórico la dirección que tomará la investigación. En el trascurso de la escena se puede ver la postura corporal que cada uno de los personajes asume; cuerpo relajado y distendido por parte del coronel, quien ejerce la posición de dominio, y el cuerpo encorvado, contraído, y coherente con respuestas monosilábicas de quien responden a una demostración de poder.

El lenguaje corporal que manifestamos puede informar a los demás, darles noticia o indicio de cómo es nuestra intersección con el poder momento a momento, que suele ser una montaña rusa de sensaciones sucesivas; calma, resentimiento, temor, alegría, rabia, etc. Además, el lenguaje corporal puede mostrar qué queremos en relación con ese poder, si deseamos controlarlo o lo aceptamos sin más (lo padecemos). (Bowden & Thomson, 2017, pg 36).

Por último, frente a la teoría de la mente y su papel en la comprensión del lenguaje corporal, se puede decir que; “el cerebro no sabe nada a ciencia cierta sobre los verdaderos pensamientos e intenciones de alguien; sin embargo, hace conjeturas tratando de intuirlos, y en consonancia con esto emite un juicio” asumiendo una postura corporal coherente con este (Bowden & Thomson, 2017, pg 36). Para Garry Kasparov en la medida en que la vida imita al ajedrez los individuos que carecen de estrategia son como los jugadores reactivos, solo reaccionan a lo que su adversario les plantea. En la pieza de interrogatorio, el granjero francés sufre cada uno de las jugadas del coronel confirmándolo mediante reacciones físicas corporales como la dificultad para respirar, la falta de parpadeo y el llanto.

El coronel como jugador experto preparó muy bien la partida, su estrategia inició con un interrogatorio abierto acompañado de información relevante para corroborar un panorama previo, posterior a la acción de fumar su pipa, procede con la ejecución de preguntas cerradas cuya respuesta ya fue emitida desde las reacciones corporales para finalmente cerrar el interrogatorio con afirmaciones certeras que validan su posición.

Es importante resaltar el recurso de la pipa como parte de una planeación estratégica direccionada al inicio del cierre del interrogatorio, ya que este elemento además de simbolizar el poder y sus estrategias confirma que toda pieza de interrogatorio es una pieza de teatro…o un juego mental con el participante

Entrevista a Tarantino sobre el recurso de la pipa (ver)

 

 

 

Las conclusiones presentadas acá son el resultado del cine foro realizado con los estudiantes y algunos docentes del Colegio Montessori el día 26 de septiembre de 2019.