Para tener en cuenta

  1. En Colombia ya existen varios sistemas sin EPS, basados en pagadores únicos estatales, en el Magisterio, las Fuerzas Armadas y el Inpec. Todos funcionan peor (tienen más quejas por afiliado) que el sistema general
  2. De manera callada, imperceptible, el sistema general ha venido consolidando sus modelos preventivos y de gestión de riesgo (ver aquí). Eliminar las EPS echaría al traste unas capacidades acumuladas durante años. Al menos debería pensarse (imaginarse siquiera) como se van a recuperar el conocimiento práctico y las capacidades que ya existen.
  3. Cualquier propuesta de eliminación de las EPS, tiene que responder una pregunta: ¿y las deudas?  Si la liquidación de varias EPS (Caprecom, Saludcoop, Solsalud, etc.), ha sido traumática, una liquidación total sería catastrófica. Acabaría con los hospitales y generaría un caos inmanejable.
  4. El sistema de salud no consiste solamente en hacer pagos y auditar cuentas, alguien tiene que coordinar la red, manejar la referencia y contrarreferencia, hacer la representación del usuario, gestionar el riesgo, etc. En este momento no existe una entidad estatal capaz de asumir estas tareas. Montarla tomaría cinco o más años.
  5. Muchas veces, en los análisis más superficiales sobre el sistema de salud, se confunden las causas con las consecuenciasde de los problemas. Por ejemplo, se suele decir que los problemas financieros del sistema de salud en Antioquia son consecuencia de los problemas de Savia Salud, una EPS mixta en la cual el municipio de Medellín y el departamento de Antioquia son socios mayoritarios. Liquidar esta EPS y entregarles la tarea a las autoridades locales, no resuelve nada. A lo sumo le cambia de nombre al problema.
  6. Los problemas financieros del sistema de salud van más allá de las EPS. La presión tecnológica y demográfica son las causas preponderantes de estos problemas en Colombia y en el mundo.
  7. Las EPS públicas han sido, en 25 años de historia del sistema, las peores. No solo el Seguro Social, ejemplos abundan: Caprecom, Capresoca, Calisalud, las EPS transitorias de los años noventa, etc.
  8. Cuando las secretarias de salud han fungido de EPS su labor ha sido desastrosa: un informa reciente de la Contraloría muestra que la UPC implícita es tres veces mayor a la del sistema general.
  9. Los problemas son innegables. Las reformas son necesarias sin duda. Pero deben preservar los logros recientes. Colombia, para empezar, ha avanzado más en la protección financiera de sus ciudadanos que cualquier otro país de la región.
  10. Más de 70% de los colombianos está contento con su EPS.