Opinión

Existe Uribe, no el Conflicto

 

Colombia, es un país demasiado peculiar y sus formas siempre parecen querer superar la realidad.

Después de un conflicto armado interno con más de 10 grupos guerrilleros, grupos paramilitares, y carteles de narcotraficantes alimentando la violencia, hoy se niega que existiera un “conflicto armado”, con ello sus victimas y sobre todo la necesidad de saber la verdad que como sociedad tenemos.

Estos enfrentamientos militares han demostrado a lo largo de nuestra historia Republicana que la única solución es el dialogo, los procesos de paz y sobre todo la participación política de quienes históricamente han sido rechazados en la que muchos llaman la democracia más solida de América latina. No en vano Colombia, si, nuestro país tiene experiencia en más de 10 proceso de paz y uno de ellos dio vida a lo que hoy todos reconocemos como nuestro soporto jurídico político, la Constitución Política  de 1991.

Sin embargo persisten fuerzas que ven en toda forma diferente a la seguridad democrática, para acabar el conflicto en Colombia, impunidad, sometimiento del Estado y violación a la Constitución, además de esto argumentan que el pueblo decidió con 10.300.000 de votos respaldar al gobierno de Iván Duque para cambiar los acuerdos, desconocer las sentencias de la Corte Constitucional y dejar al Estado frente a la comunidad internacional como ” El Estado que desconoce los acuerdos que firma”, que se burla en la cara de la Corte Penal Internacional y el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

Lo más simpático de toda esta discusión es la forma en que determinan que el pueblo respaldo al Presidente con sus votos “10.300.000 según el gobierno decidió, cambiar la Constitución”, pero paradójicamente 11.600.000 de votos no legitimaron aprobar una consulta Anticorrupción, crear unas leyes y garantizar el cumplimiento de la Constitución.

En fin, el argumento central es no solo poco razonable sino peligroso, esto quiere decir que los futuros candidatos pueden prometer cosas que contravienen el orden jurídico, el Estado Social de Derecho y eso en el caso que ganen, están obligados a Cumplir desconociendo toda la teoría de separación de poderes y respeto por la supremacía Constitucional.

Resulta grave, que como sociedad pasáramos de una solución al conflicto armado, incompleta por supuesto pero necesaria, a una discusión sobre si existió o no conflicto, a desconocer la Constitución y sobre todo a seguir negando a las victimas la verdad de lo que sucedió.

Esto fue escrito por

German Stiven Arenas Betancur

Fundador de Jóvenes Forjando Cambios. Estudia derecho en la Universidad de Medellín y fue parlamentario juvenil de Mercosur, comisionado nacional de paz del mismo. Delegado ante la 10 conferencia nacional de las FARC y la firma del acuerdo de paz, y en repetidas ocasiones ha sido premiado por instituciones como la Universidad de los Andes, Andiarios, Fenalper, la Fundación MI Sangre y la Organización de Naciones Unidas.