Opinión Política

Jorge Enrique Robledo y la ultraderecha

Robledo es el senador más votado del país y a la vez reconocido como “el mejor senador”, sus intervenciones y denuncias han sido de gran valor, pero no por esto deja de ser otro demagogo que ocupa un puesto más en el senado. Es candidato presidencial único del Polo y líder antiguo del MOIR que por cierto ¿hay alguna dicotomía entre ‘Robledo’ y el ‘MOIR’? en esto quiero ser enfático, porque este fragmento del polo al que pertenece el senador Robledo suele ser desconocido por muchos: el Movimiento Obrero Independiente Revolucionario (MOIR) es un pequeño partido de la izquierda más conservadora fundado por Francisco Mosquera y que tiene como ideario al maoísmo, es aquí donde comienza la politiquería.

El maoísmo o marxismo-leninismo-maoísmo, ideario defendido por el MOIR, es el pensamiento del dictador Mao Tse Tung, el hombre al que se le atribuyen alrededor de 70 millones de muertes, no sólo por guerras y persecuciones sino por la hambruna que padeció China. Francisco Mosquera admiraba profundamente a Mao Tse Tung y la manera en la que manejaba al país, tanto que a la muerte de Mao Tse Tung envió una extensa carta dirigida al partido comunista de China en la que lo elogió en todos los aspectos. Mosquera afirmaba que había que realizar el socialismo y materializar el comunismo, no es raro que como fundador del MOIR, Mosquera haya sido su líder hasta el día de su muerte, a la vez que dicho movimiento no aceptara más que su voluntad, tal vez sea esto ultimo un detalle en el que Mosquera se parecía a Mao.

El MOIR se destacó en los años 70’s en las diferentes movilizaciones que acontecieron en el país, incluido el paro cívico nacional de 1977, fecha en la que comenzaría a dividirse principalmente por la disidencia de uno de sus cofundadores, Omar Ñáñez Camacho, quien afirma que el MOIR habría apoyado la candidatura y el brutal gobierno de Turbay Ayala. Graves acusaciones para un partido político de izquierda, las cuales habrían sido negadas rotundamente por dicho movimiento, al cual habría que considerar el asesinato de varios de sus miembros para aquella época. Sin embargo no pueden sorprender dichas acusaciones frente a las extrañas coincidencias entre Robledo-MOIR y la ultraderecha

Habría sido el ex jefe paramilitar Ernesto Báez quien propuso en 1989 la creación de un nuevo movimiento político integrado por paramilitares al que bautizaron como Movimiento de Reconstrucción Nacional (MORENA). Báez quiso ser senador y a pesar de que MORENA fue sólo un sueño frustrado contó con amplia aceptación incluso por dirigentes reconocidos en el momento, uno de ellos; Durán Dussán, quien habría sido supuestamente su asesor político. Durán Dussán fue precandidato a la presidencia de la Republica y no solo contó con el apoyo de MORENA sino también con el del MOIR. Extraña coincidencia. Pero el MOIR habría perdido su candidato presidencial luego de que varias personas lo vincularan al asesinato de Luis Carlos Galán con el grito de “La MORENA de Dussán mató a Galán”

Actualmente el MOIR apoya la Confederación Nacional de mineros de Colombia (CONALMINERCOL)  del cual Luz Stella Ramírez Guevara firma con el titulo de secretaria ejecutiva y en el 2012 como directora ejecutiva, también integrante del MOIR, dicha organización tiene presencia en el bajo cauca, lugar en el que ha dominado históricamente los diferentes movimientos paramilitares. ¿Será mucho el sacrificio en el que un movimiento de izquierda que en su ideario defiende al maoísmo se movilice en zona paramilitar

El MOIR tiene una fidelidad única hacia Jorge Enrique  Robledo y es posible que lo vea ahora como el nuevo Francisco Mosquera. Robledo, se sabe, fue capaz de echarle el partido encima a Clara López con la excusa de que López no podía ser parte del gobierno y a la vez del único partido de oposición, irónicas son estas posturas frente a las extrañas coincidencias con la ultraderecha colombiana:

En las elecciones pasadas el Polo contó con candidato propio para las elecciones presidenciales, pero no pasarían a la segunda vuelta, sino Iván Zuluaga y el presidente Juan Manuel Santos. La segunda vuelta solo habría tomado dos posturas; la continuación del proceso de paz con el presidente Santos o su fin con Zuluaga, ante esta polarización diferentes movimientos de izquierda y sociales apoyaron al presidente Santos dándole un masivo espaldarazo al proceso de paz entre el gobierno y la guerrillerada, y entre ellos  la figura destacada de Clara López haciéndole campaña a la candidatura de Santos, algo que no cayó muy bien dentro del MOIR y más específicamente en Robledo quien criticó abierta y ampliamente el apoyo de López a Santos. Aunque en sus palabras Robledo apoya la salida del conflicto armado por la vía del dialogo, no apoyó al proceso de paz en su momento crucial, crítico constante de López, de Zuluaga y de Santos, se decidió por promover el voto en blanco el cual indirectamente solo beneficiaba al candidato Zuluaga y al Centro Democrático.

Robledo lleva un largo discurso oponiéndose al uribismo pero es extraño que no lo haya sido en un momento merecido como ese, claro, Robledo es a la vez opositor de Santos y no podía apoyar su candidatura, ni siquiera por el bien del proceso de paz, el cual no es ni será nunca un logro de Santos sin serlo del pueblo.

Meses después en el debate de control político sobre Álvaro Uribe y sus nexos con el paramilitarismo llama la atención lo suave de su intervención frente al para-uribismo con la excusa de que anteriormente ya había hablado del tema, y que en dicha intervención se dedicara mejor a criticar a Santos y llamar al uribismo-santismo como el nuevo frente nacional.

Por muy extraño que parezca, Robledo se reunió en un reconocido restaurante con el senador del Centro Democrático José Obdulio Gaviria y el ex candidato a la vicepresidencia del mismo partido Carlos Holmes Trujillo ¿de qué hablarían? Algunos mencionan un supuesto pacto entre el MOIR y el centro democrático, otros más dijeron que se trataba de los esfuerzos de Robledo por unir a los diferentes sectores políticos en favor del proceso de paz, de ser así Robledo no hubiera apoyado indirectamente la candidatura de Zuluaga. Si esta reunión les parece imposible recordemos que en el 2014 la senadora del también Centro Democrático (CD), Paloma Valencia propuso a Robledo como presidente del senado a la vez apoyada por José Obdulio, ¿este guiño del uribismo sería agradecido por Robledo en su suave discurso en el debate sobre el paramilitarismo

Hay algo más dentro del MOIR y Robledo respecto al proceso de paz que me llama mucho la atención y es el SENA, en el sindicato del SENA hay una interesante presencia del MOIR y es la del ex candidato a la alcaldía de Cali, Wilson Arias, destacado defensor del SENA, (¿O no será un simple ‘’destacado defensor’’ sino el dueño y señor del sindicato?). Durante el 2016 el sindicato del SENA tenía unas disputas fuertes contra la administración y el gobierno y hubo protestas, marchas constantes y paros de 24 horas, y para septiembre comenzó el paro nacional e indefinido del SENA coincidiendo con la presión que existía a vísperas del plebiscito por la paz (sé que dirán que inicialmente la administración del SENA en Cali cerró con candado la sede de Salomia lo que provocó el paro nacional e indefinido, eso es cierto, como es cierto que el paro nacional estaba por estallar) a pesar de que los protagonistas del paro del SENA apoyaban el ‘SÍ’ en el plebiscito, algunos demagogos divulgaron la mentirosa noticia de que el SENA había comenzado el paro porque el acuerdo de paz perjudicaba directamente el presupuesto del SENA

Pero continuemos con Robledo; Paloma, Carlos Holmes y José Obdulio no han sido los únicos del sector uribista en guiñarle al senador Robledo: Cuando el Senador del Polo anunció su candidatura presidencial (antes de la coalición con Claudia y Fajardo), Fernando Londoño que fue ministro del primer periodo de gobierno de Álvaro Uribe y que en el 2016 comenzó a ejercer como director nacional del Centro Democrático, celebró dicho anunció con diferentes elogios.

En este momento me parece pertinente recomendar la carta de uno de los fundadores del Cendro Democrático (CD), el periodista Ricardo Puentes que renunció al CD, según él, porque la izquierda se está apoderando de dicho partido, y sin vacilaciones dijo directamente que hay una fuerte presencia del MOIR en el partido político de Uribe

¿Por qué existen tantas coincidencias entre Robledo-MOIR y la ultraderecha?

Etiquetas

Esto fue escrito por

Alejandro Agudelo

Soy Alejandro Agudelo, estudiante de tecnología en electricidad industrial del SENA de Cali, crítico constante de la política nacional.
Las letras son el sacrificio de miles de hombres que quisieron perpetuarse en la historia.